martes, 5 de junio de 2012

Tu olor


Reconozco tu olor, ese olor que me provoca morderte y meterte mis dedos en tu piel y enterrarte mis gemidos en tu boca entreabierta y jugosa. Ese olor me hace resbalar de viscosidad que se sale de mi vagina como evidencia cristalina del deseo tan persistente que me provocas. Tu olor me endurece mis pezones y me lleva mis dedos a ellos para azotarlos como tú lo haces con tus manos y tu boca torturantes, insistentes, sabias, tan expertas en hacerme danzar y cantar himnos sagrados y eróticos en de un mundo bajo y divino. Tu olor me hace olvidar quién soy y dónde estoy y me obliga a llevar mis manos a mi clítoris que ya con tu olor se hincha y se para inquieto buscando alivio a su angustia con tus manos o las mías. Tu olor se me queda entre las sábanas y me hace rozarme la pasión con ellas, convertida en diosa y en cortesana vestida de gloria y de pecado llevándome al infierno mismo y elevándome al paraíso que tiene tu cara, tu nombre y tu cuerpo. Tu olor me destruye y me crea nueva, me saca la bestia irracional que solo quiere comer, chupar, beber y masturbarse con tu carne hostil y atrevida. Tu olor me marea y me desmaya hasta llevarme a la sinrazón pura del más exquisito y quejumbroso deseo. Tu olor me duerme la señora y me hace prostituta sagrada en el más sacrosanto y diabólico acto carnal en tu piel.

3 comentarios:

LORD SHADOW dijo...

SI ES QUE EL SENTIDO DEL OLFATO, AUNQUE NO LO PAREZCA, ES EL SENTIDO QUE MÁS NOS HACE PERDER LA RAZÓN Y HACERNOS CAER EN LA LUJURÍA...

COMO SIEMPRE,,, TUS TEXTO NOS HACEN SUBIR LA TEMPERATURA...
UN GRAN BESAZO ROCINANTE ERÓTICA!!!

Tanginika dijo...

Cierto. Es que somos animales!!! Innegable! Besos.

John Desnvde dijo...

Destructora creativa capacidad dirigente...